Visto:

 

 

La voz es la voz, es la hija de los pensamientos, el fruto que se come dulce, y lleno de sabor, que se viste de fiesta y sale a la plaza a perfumar historias con su canto. La voz es la madre de los poemas, de los cuentos, de las historias nocturnas, la voz es la abuela de los conjuros, de las súplicas, de las invocaciones. La voz, el regalo de los dioses para que la memoria permanezca a pesar que el tiempo quiera llevársela.

 

Isaac Carrillo Can

 

 

 Ko’olelo’ob, migrantes del tiempo, puente de memoria e identidad a través de la palabra entre hijas, madres y abuelas de cuatro cnidadomues mayas de Yucatán, donde la filosofía sea el disparador, y la poesía y narrativa, a su vez, sean las herramientas para la exploración de su propia condición de género en un espacio cultural histórico y contemporáneo que las haga reconocerse herederas una dinastía de mujeres míticas y sabias.

 

Verónica García Rodríguez

 

  DESCARGAR

Compartir
Deja tus comentarios

Experiencias
exitosas de fomento a la
lectura

Videos